Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Efe
Jueves, 11 de enero de 2018

Hospitales de SCS realizaron 169 trasplantes de órganos gracias a 93 donantes

Guardar en Mis Noticias.

Los hospitales del Servicio Canario de la Salud (SCS) realizaron en 2017 un total de 169 trasplantes de órganos gracias a la solidaridad de 93 donantes,

[Img #59818]en un año en el que Canarias registró una nueva cifra récord de donaciones de médula ósea, que ascendieron a 1.567.

La Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias informa en un comunicado de que en 2017 se obtuvo una tasa de 44 donantes por millón de habitantes, lo que ha permitido salvar la vida de 193 personas en el archipiélago.

Del total de trasplantes realizados, 123 fueron de riñón, 45 de hígado y uno de páncreas.

Por hospitales, se ha registrado un total de 65 trasplantes de riñón y 1 pancreático en el Hospital Universitario de Canarias; 45 de hígado en el Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria, y 58 de riñón en el Hospital Universitario Insular-Materno Infantil de Canarias.

En cuanto a las donaciones de médula ósea, Canarias alcanzó en 2017 la cifra de 1.567, la más alta de toda la historia, superando, de esta forma, los datos del año anterior.

El Hospital Universitario de Canarias es el centro de referencia autonómico para el trasplante de riñón de donante vivo y en 2017 se realizaron cinco de estos procedimientos.

La principal ventaja frente a la donación de cadáver es que la supervivencia del injerto renal y del paciente es mayor en el caso de donante vivo.

Asimismo, ha aumentado significativamente la actividad de donación en asistolia hasta los 17 donantes durante 2017, lo que supone un incremento de más del 50% respecto al obtenido el año 2016, y constituyen ya el 18% de todos los donantes de Canarias.

La donación en asistolia controlada permite la donación de órganos de personas en las que el diagnóstico de fallecimiento se ha establecido por criterios circulatorios y respiratorios.

Para que se produzca este tipo de donación es condición necesaria que se haya pronosticado el fallecimiento del enfermo a corto plazo en unas condiciones determinadas y se precisa la puesta en marcha de una infraestructura diferente a la llevada a cabo con los donantes fallecidos en muerte cerebral o encefálica.

La tarjeta de donante expresa la voluntad de donar pero no tiene valor legal, por lo que es más importante y sencillo que el donante comunique a la familia ese deseo para que sea respetado cuando se produzca su fallecimiento, ya que normalmente es la familia quien trasmite la voluntad de la persona fallecida ante la solicitud de donación por parte de los equipos médicos.

Actualmente, para facilitar y asegurar el respeto a la voluntad de donación, la persona que desee ser donante puede realizar una Manifestación Anticipada de Voluntad (MAV), un documento que contiene las instrucciones y opciones que deberá respetar el personal sanitario que atienda al otorgante sobre los cuidados y el tratamiento de su salud que si tiene validez legal; las disposiciones respecto al destino de su cuerpo y a la donación de órganos y tejidos.

Las MAV pueden realizarse ante los funcionarios de la Consejería de Sanidad o ante cualquier notario perteneciente al Colegio Notarial de Canarias, una vez que se cuente con la autorización pertinente, según recoge el convenio establecido entre la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias y el Colegio Notarial de Canarias.

Los órganos que se pueden donar son los riñones, el hígado, el corazón, el páncreas, intestino y pulmones.

Además, de una donación también se pueden obtener tejidos, igualmente muy necesarios, como la médula, huesos, tendones, córneas y válvulas cardíacas.

GomeraVerde.es • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress