Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Prensa ADGomera
Lunes, 22 de enero de 2018

Clemente y Almenara: “El ladrón cree que todos son de su misma condición”

Guardar en Mis Noticias.

El único culpable de que las obras en el Pescante de Hermigua no se hayan ejecutado y las instalaciones permanezcan cerradas, cuando tendrían que estar abiertas desde el verano de 2016, es el Alcalde. "Cuando un municipio tiene un gobernante que se queda dormido en el sillón, trabaja poco y parrandea mucho, las consecuencias la sufren los ciudadanos"

[Img #60039]En Hermigua, el único culpable de que se pierdan inversiones millonarias y el Pescante permanezca cerrado es el gobierno municipal Tripartito CC-ASG y CC que dirige Pedro Negrín. Así de rotundos se manifiestan los concejales de Alternativa Democrática Gomera (ADGomera) en el Ayuntamiento de Hermigua, Solveida Clemente y Nicolás Almenara, en contestación a las declaraciones del alcalde que los acusaba de retrasar las obras del Pescante.

 

Clemente y Almenara, manifiestan que el compromiso que tienen con el municipio y con recuperar las instalaciones del Pescante para uso y disfrute de lugareños y visitantes es “intachable”. Tanto es así, que bajo su gobierno se ejecutaron obras por importe de 1,4 millones de euros, se programaron los trabajos restantes y dejamos sobre la mesa del Alcalde la concesión del Ministerio de Sostenibilidad que daba vía libre a las obras en la carretera de acceso  y la reparación de la zona dotacional.

 

Todo estaba organizado para que continuaran las obras y las instalaciones pudieran abrirse al público en el “verano de 2016”. Para ello, logramos que el Gobierno de Canarias consignara en los presupuestos de 2015 de la Comunidad Autónoma 400.000 euros, detallan los concejales de ADGomera.

 

Lamentablemente, con la llegada de Pedro Negrín a la alcaldía, estos 400.000 euros, se perdieron al no solicitar la transferencia. Pero es más, por el mismo motivo, también se pierden 250.000 euros consignados en los presupuesto autonómicos de 2016. Cuando un municipio tiene un alcalde que se queda dormido en el sillón y trabaja poco, las consecuencias la sufren los ciudadanos, subrayan.

 

Nicolás Almenara, recuerda que las obras ejecutadas, hasta el momento, se licitaron siendo alcaldesa Solveida Clemente. Indica que la primera actuación para recuperar el Pescante como espacio de esparcimiento “se llevó a cabo durante el año 2012, gracias a 400.000 euros conseguidos de los Presupuestos Generales del Estado. Las obras consintieron en sanear el talud e instalación de mallas, para evitar los desprendimientos, en el inicio de la pista de acceso”.

 

La segunda actuación se ejecutó para proteger el tramo inicial de la pista de acceso de los temporales de mar. Las obras, por importe de 1.000.0000 de euros, se financiaron a través del Convenio Estrategia para el Embellecimiento del Espacio Público Turístico de Canarias, firmado entre el  Gobierno del Estado y el de Canarias. “Mucho tuvimos que pelear para que estos recursos se asignaran a Hermigua”, aseguran los concejales, que manifiestan que su compromiso con Hermigua y su Pescante está demostrado con trabajo y responsabilidad.

 

Quien perdió cerca de un millón de euros de la Comunidad Autónoma, por quedarse dormido y no solicitar la transferencia, recursos que se iban a destinar para concluir los trabajos en el Pescante y que se abriera al público en el verano de 2016, tiene, la "poca vergüenza" de culpar a la oposición del retraso del inicio de las obras con cargo al FDCAN, cuando los fondos fueron asignados hace más de un año. En el polo opuesto, Cabildo y demás Ayuntamientos de la Isla tienen sus obras ejecutadas desde 2017, o están a punto de finalizar. Conclusión, Pedro Negrín, aún no se ha despertado de su larga siesta.

 

"El municipio de Hermigua pasa por tener un alcalde que no respeta los procedimientos y saltarse la Ley, lo que genera problemas a la ciudadanía". Y esto no lo vamos a permitir, afirman Clemente y Almenara. Es por ello, que cuando detectamos irregularidades en sus resoluciones correspondientes a las obras del Pescante y en aras de evitar problemas posteriores, en el mes de octubre dirigimos un escrito como recurso de reposición ante el propio Alcalde, indicándole las irregularidades detectadas. Aclaran, que las mismas se podían corregir sobre la marcha, pues el expediente estaba en los primeros trámites y aún ni siquiera, se había empezado la licitación.

 

En el mencionado escrito le advertimos al alcalde, que no corregir esos defectos, dejaría abierta la posibilidad a las empresas que concursen a la licitación de las obras, poder solicitar al Ayuntamiento la indemnización correspondiente por funcionamiento anormal de los servicios públicos, lo que si lugar a dudas  podría retrasar la ejecución de las obras licitadas.

 

La actitud “prepotente y sectaria” no admite que lo corrijan, y continúo adelante con los trámites saltándose lo establecido en los procesos de licitación de obras de las Administraciones Publicas. Su intransigencia ha provocado que una empresa que presentó oferta haya recurrido, en el mes de noviembre, los pliegos de prescripciones administrativas por presentar irregularidades. Y lo más que queda por llegar, añaden. Pero claro, no importa, “el vecino paga, y aquí se hace lo que yo diga”, actitud característica de un alcalde  “cacique y autoritario”, denuncian los concejales de ADGomera.

 

Sr. Negrín una verdad a medias no es más que una cobarde forma de mentir. El flagrante deterioro progresivo del Gobierno Tripartito, presidido por un alcalde incapaz de llevar adelante las riendas de la gestión municipal, queriendo gobernar con el “ordeno y mando”, perjudica muy seriamente a los intereses de los hermigüenses.

 

La realidad es incuestionable. Pronto cumplirá tres años de gobierno y bajo su mandato el municipio de Hermigua ha pasado de estar bien gestionado y ser referente en inversiones orientadas a mejorar los servicios municipales y generar puestos de trabajo, a convertirse en un pueblo “paralizado y sin rumbo”, y el máximo responsable es el alcalde.

 

Culpar a la oposición del retraso de las obras y del retroceso que sufre el municipio, es tan inútil como pretender “tapar el sol con un dedo”. Lo que está a la vista no necesita gafas. Negar la evidencia pone de manifiesto  el nerviosismo de Pedro Negrín y su incapacidad para ejercer su cargo con dignidad. Presente su dimisión, váyase por dónde vino y no haga mas daño a Hermigua, remachan Solveida Clemente y Nicolás Almenara.


    

 

GomeraVerde.es • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress